376. El Incidente De La Carta Secreta

Quizá el más importante suceso del interinazgo de Borrero fue el retiro de la delegación peruana de Washington y su regreso a Lima, abandonando la Fórmula Mixta de arreglo pacífico de la controversia peruano ecuatoriana sobre problemas fronterizos. Esto ocurrió inesperadamente el día 28 de septiembre de 1938 mediante anuncio por radio, desde la capital del Rimac, efectuado por el Canciller peruano Doctor Carlos Concha.

La razón de la ruptura de conversaciones tuvo su origen en una fenomenal equivocación de nuestro Ministro Plenipotenciario en Lima, Gonzalo Zaldumbide; que, impresionado por los desfiles militares que presenciaba desde la ventana de la legación y llamado al país para  conformar la Junta Consultiva del Ministerio de Relaciones Exteriores durante los meses de Enero a Marzo de 1938, tuvo la debilidad de aconsejar al General Enríquez la necesidad de «limar asperezas»con el presidente peruano, permitiendo el traslado de las negociaciones de Washington a Lima.

El Canciller ecuatoriano Doctor Luis Bossano fue cómplice de este error que liberó a los Estados Unidos de su responsabilidad en el conflicto, como arbitro de la llamada Fórmula Mixta, poniéndonos mansamente en manos del ejército peruano. Bossano debió oponerse a la tesis de Zaldumbide, pero, lejos de ello, la aceptó y patrocinó, redactando y firmando el cable que se envió al Presidente Roosevelt y luego llegó al extremo de guardar el secreto por casi un año hasta que saltó la liebre.