Stevenson W. B.

Ilustre viajero que llegó a las costas del Pacífico en 1804 y después de h aber conocido la Araucanía, Chile y el Perú, pasó de Lima a Guayaquil acompañando como secretario al Conde Ruiz de Castilla, que estaba nombrado presidente de Quito. En el mes de Mayo de 1808 llegaron a Guayaquil, en donde se detuvieron algunos días por haberse enfermado el presidente; mientras tanto, Stevenson, ocupó su tiempo en conocer y estudiar esa importante provincia. Al fin prosiguieron su viaje a Quito y allí permanecieron hasta la revolución de 1810, siempre en calidad de Secretario del Conde Ruiz de Castilla.

La historia de tan importantes viajes que abraza una historia de veinte años, la publicó Stevenson en inglés para dar a conocer a sus compatriotas todas las riquezas que encerraban en su seno las colonias españolas del Pacífico. Setier la tradujo al francés impulsado por el mismo sentimiento patriótico, pero desgraciadamente, como no fue traducida al español, hemos ignorado hasta ahora la verdad de muchos acontecimientos de suma importancia en las conspiraciones y revoluciones de Quito en los memorables años de 1808, 09 y 10.

Este ilustre viajero debió de gozar de muy buena reputación entre sus contemporáneos, por su carácter veráz y observador, puesto que Setier no dice en su traducción: ¨Nombrar al autor es hacer el elogiio de la obra, en efecto Quién podría encontrarse con las mismas actitudes para escribirla? Solamente Stevenson, que ha sido testigo ocular y uno de los actores en el gran drama del cual nos ha descrito sus principales escenas¨.

Respecto al memorable 10 de Agosto de 1809 y a los acontecimientos posteriores hasta 1810, Stevenson nos revela muchos hechos y documentos desconocidos, así como varias incidencias interesantes, que son datos preciosos para fijar la verdad histórica de aquella época.

Romaso de ¨Relación histórica de la conspiración y revoluciones que tuvieron lugar en Quito desde el año de 1808 hasta 1810¨. Por W. B. Stevenson, Secretario del Conde Ruiz de Castilla y después de Lord Cochrane. Guayaquil, Imprenta de la Nación, Calle de la Municipalidad N° 11. 1884.