Rocha Diego Andrés De La

Doctor en Derecho, Oidor de la Real Audiencia de Lima, nació en Sevilla, pasó muy niño a aquella ciudad, entró en el Colegio de San Martín, estudió Jurisprudencia en la Universidad de San Marcos y la ilustró muchos años, leyendo las Cátedras de Instituto y Sagrados Cánones con opinión de uno de los mayores hombres que ha tenido mereciendo que Su Majestad por los favorables informes que le dieron el Virrey y ambos Cabildos Eclesiástico y Secular, le confirió la Plaza de Alcalde del Crimen de la Audiencia de Quito; luego, la de Fiscal allí mismo y después la de Oidor en Sevilla la que desempeñó conservando siempre la opinión por su integridad, inteligencia, literatura y no se ha podido averiguar si murió en aquel destino o pasó promovido a otro; pero sí que escribió otra Obra además de la siguiente; murió respetado por su sabiduría y virtud: Tratado único singular del origen de los indios del Perú. Lima, en la Imprenta de Manuel de Olivas, 1681. 4°.