Rendón Treviño Fausto E.

El 19 de Marzo, mientras el Presidente se hallaba en Quito, el General José de Veintimilla, uno de sus secuases, al principio, y alejado de él desde 1865, comprometió en Guayaquil a los Comandantes Francisco Rendón y Guillermo Pareja. Jefes de la artillería, y el capitán Manuel Fernández, y con sus tropas, tomó preso al Comandante Gral. Secundino Darquea, con el objeto de volvar a ese Gobierno de usurpadores y traidores, invocando la legitimidad del Presidente Espinosa. Ayudan a Veintimilla los Sres. Napoleón Aguirre, Dr. Manuel Martínez Aparicio, Dr. Fausto E. Rendón y otros de la buena sociedad Guayaquileña. Trabóse un combate reñido, porque se resistieron otros cuerpos de ejército, mandados por el Capitán de Navío Juan Manuel Uraga, el Crnel. José María Quiroz, el Comandante Antonio José de Sucre y varios otros, a cooperar en favor de Veintimilla. El combate duró cosa de 4 horas, en las calles. Las tropas de Veintimilla se replegaron al cuartel de artillería, donde se hallaba preso Darquea, Veintimilla iba y venía en el cuartel, observando el combate, y Darquea permanecía en un cuarto, custodiado por un centinela. Entró al aposento Veintimilla, habló familiarmente con el preso, se aproximó, en seguida, a una ventana. En ese momento, Darquea hizo señal al centinela, a quien había comprometido, sin duda, y éste por detrás, disparó contra Veintimilla. La herida fue mortal, en la cabeza. Muerto el jefe la conspiración fracaso, y D. Darquea volvió a enseñoriarse del ejército. Rendón y Pareja fugaron; pero fueron aprehendidos muchos subalternos.