Rivadeneyra Ponce Aparicio

En Octubre de 1895, se recibió telegrama de Imbabura comunicando la ocupación pacífica de Tulcán por nuestras fuerzas comandadas por los coroneles Arellano, Morales y Alfaro. Rivadeneyra y los suyos, al pasar a Colombia, han roto todos los muebles de los edificios públicos de Tulcán y han destrozado el Telégrafo

(H6).