Calvo Bartolomé.

Elogio fúnebre. 1889.